Cargando...

Nutrición para deportistas

Nutrición para deportistas

alimentación adaptada a tu tipo de entrenamiento

Objetivos

Planes de alimentación personalizados que te harán mejorar tu rendimiento físico para que puedas lograr tus objetivos.
Macarena Bustamante
Nutricionista || Huelva

Como bien sabemos, nuestra alimentación debe estar adaptada a nuestras circunstancias personales. Por ello debemos tener en cuenta que la alimentación de una persona sedentaria ha de ser diferente a la de aquella que realiza actividad física, esto se relaciona con el gasto energético total (GET), que resulta de la suma de la tasa metabólica basal (TMB), del gasto energético por actividad física y la termogénesis inducida por la dieta.

GET = TMB + Gasto energético por actividad física + Termogénesis inducida por la dieta

Siendo la Tasa metabólica basal la proporción en la que el cuerpo consume energía para las funciones vitales ( es la mínima energía que necesitamos para mantenernos vivos).

El gasto energético varía dependiendo del tipo de actividad que vayamos a realizar.

El cuerpo humano requiere energía constantemente para poder realizar todas us funciones. La “pila energética” del organismo es la molécula de ATP, la cual se obtiene a través de tres vías:

- Sistema ATP-PC: se caracteriza porque la producción de energía se realiza sin necesidad de oxígeno y no genera productos residuales (no se acumula ácido láctico). Este sistema es la fuente más rápida de ATP para que pueda ser utilizado por los músculos. Genera una gran intensidad de energía pero de corta duración si no hay recuperación).

- Sistema glucolítico- anaeróbico: Este sistema energético predomina en los deportes de alta intensidad pero de mayor duración que el anterior. La glucosa que se degrada en esta vía se obtiene a partir de  glucógeno muscular y hepático. La potencia de este sistema viene dado por la degradación de su combustible.

- Sistema oxidativo-aeróbico: vía química que genera la descomposición completa de los alimentos en presencia de oxígeno. Este sistema predomina en todas en todas las actividades de baja intensidad y larga duración y su desarrollo es muy importante para la mejora del rendimiento deportivo. Este sistema es imprescindible para la reducción de tejido adiposo.

Entre los nutrientes utilizados como fuente de energía, la grasa y los hidratos de carbono son las dos principales sustratos usados por nuestro organismo cuando hacemos ejercicio. La proteína normalmente no es utilizada para ejercicios con una duración inferior a 60 minutos a menos que estemos con cantidades de hidratos de carbonos muy reducidas en nuestro stock.

En cuanto a la alimentación del deportista, podemos destacar como alimentos más importantes:

- Alta proporción de hidratos de carbono de absorción lenta

- Hidratación

- Hierro absorbible, hierro animal o suplemento

- Vitaminas del grupo B, especialmente tiamina

- Alimentos ricos en antioxidantes naturales (betacaroteno, C y E)

- Legumbres y cereales por su riqueza en metionina y lisina, aminoácidos para la síntesis de carnitina

- Productos integrales ( excepto inmediatamente antes de competir) por la alta proporción de vitaminas del grupo B.

¿Como puedo ayudarte?